CARTAS DEL RETORNO – No. 01

Por Gloria Gaitán –  Bogotá, octubre 28 de 2012

Comandante

IVÁN MÁRQUEZ

Demás integrantes de la delegación de las FARC-EP a la

Mesa de Diálogos por la Paz

La Habana

CUBA

Alentada por el comunicado que han suscrito Uds. a nombre de las FARC-EP,  donde afirman que “…terminado el momento de la confidencialidad y la reserva propia de la exploración, comienza el de la participación ciudadana…”, he creído conveniente consignar algunas reflexiones desde mi óptica gaitanista, en lo que me he permitido llamar  CARTAS DEL RETORNO, siendo esta la primera.

Mi madre, Amparo Jaramillo de Gaitán,  desde que era muy niña me inculcó la idea de que algún día los guerrilleros regresarían a la vida civil para retomar las banderas de un pueblo al que le malograron su proyecto político de DEMOCRACIA DIRECTA cuando, liderado por  mi padre – el dirigente popular Jorge Eliécer Gaitán – avanzaba inequívocamente victorioso hacia el poder.

Es por ello que me he impuesto la tarea de transmitirles la información y conocimientos que sobre el Movimiento Gaitanista y su líder he recopilado a lo largo de muchos años de investigación, estudio y análisis de esta organización de masas, que logró poner en jaque a la oligarquía liberal-conservadora de nuestro país.

La verdad es que mis conocimientos enriquecen y profundizan la imagen general que  sobre mi padre circula en el imaginario colectivo.

No fue obra exclusiva de mi padre, como quieren hacerlo creer los politólogos a sueldo del régimen, para hacer pensar que, una vez muerto el líder, lo que representó y representa ese movimiento popular ya no tiene significado en la hora de ahora. Fue obra de un pueblo en pie de lucha, que tomó consciencia de sus derechos inalienables para gobernar a Colombia.

Mi padre construyó un cuerpo de doctrina científico que alejó del empirismo su actividad política, convirtiendo su rol de dirigente en un reflejo de su estructura ideológica, que no era resultado de la improvisación sino fruto de un marco teórico orgánico, fundamentado en paradigmas visionarios que intuyeron el papel revolucionario de lo que vendría a ser la Teoría de la Complejidad como herramienta para la construcción de una DEMOCRACIA DIRECTA.

También sabía mi padre que la activa participación popular requiere del forjamiento sistémico y científico de una CULTURA PARTICIPATIVA, para sustituir la cultura delegataria y mendicante que hoy impera, por obra y gracia de la manipulación de la oligarquía colombiana que introyecta en los ciudadanos ideas y prejuicios que juegan a su favor.

No exagero si afirmo que mi padre fue un “mago” en las técnicas y métodos científicos de construcción de una cultura popular, forjada a partir de la autoestima, para impulsar una voluntad de participación directa en el rumbo de los destinos de Colombia.

Espero que esta transmisión de los fundamentos que hicieron del Movimiento Gaitanista una herramienta de victorias reiteradas del pueblo, sirva al proceso de retorno a la vida civil de la guerrilla.

En consecuencia,  me suscribo de Uds. con la esperanza fincada en esta Mesa de Diálogos por la Paz, soñando que pronto se pueda retomar la antorcha trunca de un pueblo otrora victorioso, que iba camino hacia el poder. Compatriota, GLORIA GAITÁN – gaitanjaramillogloria@yahoo.es.

Tags: , , ,

Deje aquí su comentario

Usted debe estar registrado para comentar este artículo.